lunes, 11 de junio de 2018

Envejeciendo vagones (III)

Misma casuística que en esta entrada anterior: modelos de acabado mejorable y similar rodaje que van a estar mejor como modelos estáticos tras pasar por el taller de pintura.


Los modelos


Un par de cisternas Mehano (referencias T485/19860 y T485/13958).





Ingredientes



- Vallejo Surface Primer 77.660 (negro brillante).
- Vallejo Surface Primer 73.603 (gris Panzer para bajos).
- Vallejo Metal Color 77.706 (Aluminio blanco).
- Vallejo Model Color 70.862 (gris negro).
- Vallejo Model Wash 76.521 (Tierra Engrasada).
- Vallejo Pigments 73.116 (Negro Carbón, Humo).
- Vallejo Pigments 73.117 (óxido).
- Vallejo Pigment Binder 26.233 (fijador de pigmentos).
- Vallejo Premium matt varnish 62.062 (Barniz mate).
- Vallejo Airbrush Flow Improver 71.562 (diluyente).
- Vallejo Airbrush Thinner 71.161 (diluyente).
- Vallejo Airbrush Cleaner 71.199 (limpiador de aerógrafo).

El proceso


- Limpieza básica, sin eliminar logotipos.
- Desmontaje completo de los modelos.
- Imprimación con aerógrafo de piezas de los depósitos en negro brillante +24h.
- Imprimación con aerógrafo del resto de piezas en gris panzer +24h.
- Montaje de los modelos (sólo depósitos).
- 4 manos finas con aerógrafo de pintura metálica a los depósitos, a intervalos de +5 minutos. 1 mano a las escaleras +24h.
- Barnizado con aerógrafo de todas las piezas. + 24h.
- Montaje del resto de piezas de los modelos.
- Pintado a pincel seco de pequeños relieves de los bajos utilizando la pintura metalizada. +15min.
- Lavado general en Negro Carbón, con mayor profusión en parte media superior. +1h.
- Mezcla de pigmentos (Óxido 70%, Negro Carbón 30%) y fijador. Aplicación general a los bajos +15min.
- Aplicación general de pigmento Negro Carbón, sobretodo en parte superior, sin usar fijador +24h.
- Eliminación de sobrante de pigmento, retoques.
- 1ª mano de lavado en Tierra Engrasada en la parte mitad inferior de los depósitos +40min.
- 2ª mano de lavado +2h.
- 3ª mano de lavado, muy suave +24h.
- Barnizado general (cuatro pasadas a intervalos de +15min. + 24h.


Gráficamente




























M. Martín. V

Nota del titular del blog: muy posiblemente corte los volantes de frenado ya que están totalmente fuera de escala y en mi opinión dan mucho el cante. Espero que el pintor no me lo tenga en cuenta por no habérselo comunicado con anterioridad.


martes, 29 de mayo de 2018

Aerografía para insensatos

(Nota inicial: esta entrada cogía polvo entre los borradores y es de hace un tiempo. Hay otras posteriores, ya publicadas, en las que se hace uso del aerógrafo).

Tal y como dije en una entrada anterior, era mi propósito hacerme del equipo necesario para introducirme en la aerografía, dado mi creciente interés en las posibilidades que ello representa a la hora de pintar modelos y dioramas.

Así que, tras meses barruntando, sopesando y valorando la relación entre necesidad y desembolso económico, me lié la manta a la cabeza y adquirí un conjunto de aerografía apto para principiantes (que no por ello malo).

Para ser justos he de decir que conté con la colaboración del cuñao, pues a la postre aportó casi el 50% del montante. Esto es algo que ya habíamos considerado en ocasiones mientras degustábamos alguna que otra cerveza. Lógicamente, de justicia será que el beneficio sea mutuo, por lo que huelga decir que gustoso participaré según demanda en el pintado de los elementos de su maqueta, amén de que él mismo se anime a "pistolear" llegado el momento.

No obstante la adquisición aún es reciente y la experiencia insuficiente. Quedan muchas cosas básicas por aprender y la única manera que se me ocurre es documentándome (preguntando, leyendo...) y ganando experiencia (aventurarme con maquetas baratas y darme de cabezazos). Con interés y paciencia, andaremos.

Conste que con el empleo del aerógrafo no pretendo desterrar los pinceles al letargo de un sombrío rincón; ni mucho menos, pues lo que me interesa es valerme de uno y de otros para ampliar las posibilidades y técnicas que, en definitiva, me permitan un acabado satisfactorio en los trabajos.

Quiero dejar claro que lo expuesto aquí se basa en mi experiencia y siempre bajo mi punto de vista; espero que pueda ser útil para algún lector, bien para sus propias inquietudes modelísticas, o bien que las aventuras y desventuras de este eterno aprendiz le sirvan de risoterapia.

El tiempo dirá.




Desempaquetado del conjunto de aerografía y primer contacto ("unboxing kit" para bárbaros).


El conjunto viene ofrecido bajo la marca Precisso, con la referencia PRECAIRTC20K. Con un PVP de 114,99 euros, considero (y espero acertar) que es una buena opción para iniciarse (y continuar) en el mundo de la aerografía, al menos es la opción que he encontrado a mi alcance. Espero que dé mucho de sí y por mucho tiempo.

Aunque sucumbí a la tentación de "inmortalizar" el desempaquetado del conjunto diré que tampoco fue nada espectacular, aunque no estuvo carente de cierta solemnidad.

Además del compresor (bien protegido) y del aerógrafo (en su estuche) incluye el soporte para el mismo, al igual que la manguera para conectar ambos. En la caja vino todo, y todo vino bien. Perfecto, pues.




El aerógrafo


El aerógrafo es del ¿fabricante? Royalmax, modelo AB-130 y viene presentado en un estuche de plástico donde puede guardarse adecuadamente. Como dice el vulgo "si algo pesa es que tiene que ser caro/bueno". Al coger el susodicho por primera vez me sorprendió su peso, por esperarlo menor. Novato.

Se trata de un aerógrafo con sistema de disparo de doble acción, mezcla por gravedad con copa superior de unos 7 cc., con aguja y obturador de 0,3 mm. Tiene un tornillo de retén trasero que según el fabricante sirve para fijar el ancho del trazo (con el que debo aprender a sacar provecho).

Incluye una llave de apertura del obturador, una pequeña pipeta de plástico rudimentaria y un conector racor de conexión rápida de tipo bayoneta.

Según las especificaciones del aerógrafo también permite agujas de 0,2 y 0,5 mm (con su correspondiente obturador) que no vienen incluidas.

Adjunta un pequeño documento con el despiece completo del aerógrafo, características e indicaciones varias.






El compresor


El compresor es del ¿fabricante? Intertek, modelo TC-20. En resumen, es un compresor de tipo pistón que no requiere mantenimiento de aceite, con calderín y manómetro. Incluye un documento de especificaciones. 

Esperaba que el bicho fuera a ser más escandaloso que cantar en la ducha a la hora de la siesta, pero el ruido que provoca es bastante comedido y nada molesto. Eso sí: al estar en funcionamiento tiende a vibrar bastante, por lo que recomiendo colocarlo sobre el suelo u otra superficie plana, a nivel y firme (en mi pequeña mesa auxiliar tiembla tanto que cualquier otra cosa que coloque sobre ella termina en el suelo).






El soporte y la manguera


El soporte permite alojar dos aerógrafos y supongo que es de los del montón (ni bueno ni malo) pero es que tampoco requiere mucha ciencia. Cumple su función adecuadamente. La manguera es de manejo agradable y con una longitud bastante buena, a mi parecer.






¡Quién me mandará meterme en esto!


La demoledora frase del vendedor experto resonaba en mi cabeza desde el día anterior, cuando este me diera un último consejo antes de salir de la tienda: "te recomiendo que lo primero que hagas sea aprender a desmontar y montar el aerógrafo". ¡Ea!, desde ese momento ya me empezó el tembleque... absurdo e irracional pues yo ya sabía perfectamente que hay que limpiar el aerógrafo frecuentemente, durante y después de cada "sesión". Sabía en qué me estaba metiendo... quizás por eso haya tardado más en hacerlo.

En cualquier caso, es frecuente en mí experimentar el que yo denomino "síndrome del coche nuevo" cuando he de estrenar alguna cosa: sea por su valor práctico, simbólico o económico, o sea por todos ellos, me da reparo utilizarlo. De hecho, tenía pavor a desmontar el aerógrafo (y volver a montarlo sin romper ni que sobrase nada). ¡Pues ala! O zanjaba el asunto rápidamente, o habría de regresar a la tienda, con cara de tonto y un virginal conjunto de aerografía al que no habría llegado a meter mano y cuya devolución hubiera estado a merced del buen talante del dependiente.

Lógicamente, zanjé el asunto... y lo desmonté, pero esa es otra historia.




¿Y con qué pinto yo ahora?


En los últimos dos años he venido realizando una considerable inversión en pinturas de la gama Model Color de Vallejo, con la adquisición de un nutrido surtido de colores y de otros productos auxiliares que han ido en progresivo aumento. Esto me condiciona enormemente a que sean estas y no otras las pinturas que siga usando con el aerógrafo, aunque no estén orientadas específicamente para ello como son las de la gama Model Air del mismo fabricante u otras existentes en el mercado.

Para que esto sea posible es necesario, sí o sí, el uso de un diluyente para acrílicos y el acierto con la proporción adecuada entre este y la pintura a la hora de mezclarlos. La cuestión no es baladí porque, además, los colores no vienen igual de espesos todos y el ojímetro requiere afinamiento. La mejor referencia que tengo hasta ahora es usar el propio diluyente de Vallejo, "Airbrush Thinner", que viene presentado en botes de 17, 60 y 200 ml. Este último tamaño es el más caro pero también el más rentable.

El uso de pinturas Model Color en aerografía se extiende a otros productos de Vallejo como mediums, barnices e imprimaciones (muy interesante).

Resumiendo: Gama Model Color + diluyente. Se puede. Así que tan feliz con mis pinturas.


Moraleja y fin del principio


Algo que puedo aprender de todo esto: respetar tus herramientas pero no temerlas. Conocerlas para evitar percances (sobre ellas o sobre uno mismo u otras personas) y para sacarles el mejor partido.

En alguna futura entrada espero continuar estas mis aventuras y desventuras con la aerografía, relatando (quizás de manera más práctica) mi primer pistoletazo, mi primer tiro por la culata y mi primera revancha.

Y esa será la otra historia.

M. Martín V.

martes, 22 de mayo de 2018

Envejeciendo vagones (II)

Otro ejemplo práctico de cómo, con el saber hacer y buenas manos de M. Martín V, podemos convertir un modelo de calidad de reproducción "ajustada" en un elemento estático más que resultón para nuestra maqueta.


El modelo


En este caso le pasé, para que obrase el milagro, una tolva Peco con un cartelón de "Dewar's" que se me antojaba muy poco real además de tener un rodaje no muy bueno y unos enganches que provocaban que se soltase constantemente del convoy del que formaba parte.






Como por otra parte necesitaba darle al cuñado material para que se fuese soltando con el aerógrafo sobre material móvil (una cosa es trabajar con modelos a mayor escala como hace él y otra bajar a 1:160, además con temática que no tiene nada que ver con los trenes) le hice llegar este y otros modelos que no me harían llorar en caso de catástrofe. No obstante qué equivocado andaba cuando más que una catástrofe me encuentro una grata sorpresa.

Ingredientes



- Vallejo Surface Primer 73.601 (gris claro para tolva)
- Vallejo Surface Primer 73.603 (gris Panzer para bajos)
- Vallejo Plastic Putty 70.400 (masilla plástica)
- Vallejo Model Color 70.965 #051 (azul)
- Vallejo Model Color 70.951 #001 (blanco)
- Vallejo Model Wash 76.518 (negro)
- Vallejo Pigments 73.117 (óxido)
- Vallejo Pigment Binder 26.233 (fijador de pigmentos)
- Vallejo Premium matt varnish 62.062 (Barniz mate)
- Vallejo Airbrush Flow Improver 71.562 (diluyente)
- Vallejo Airbrush Thinner 71.161 (diluyente)
- Vallejo Airbrush cleaner 71.199 (limpiador de aerógrafo)

Proceso


El proceso es similar a otros casos:

- Desmontaje completo del modelo
- Eliminación de placas publicitarias
- Limpieza
- Enmasillado
- Imprimación +24h
- 1ª mano de pintura + 12h
- 2ª mano de pintura con tono rebajado con blanco, para desgastes +8h
- Montaje
- Lavado en negro +24h
- 1ª aplicación de pigmento en detalles, con fijador
- 2ª aplicación de pigmento general
- Eliminación de sobrante de pigmento, retoques
- Barnizado. + 24h

















El resultado


Como se va a tratar de un modelo que utilizaré de forma estática en alguna vía muerta le pedí que no le dejase los enganches para darle mayor realismo. Solo falta buscarle ubicación y manchar de óxido la vía sobre la que se asiente.